Entre la sabana africana, existe un catálogo de especies fascinantes, con algunos de los animales más especiales de la fauna del planeta tierra. De esta forma, África es un continente reconocido por la variedad de su fauna que vale la pena conocer.

 

Abubilla

Esta especie es indistinguible por el contraste de colores en su plumaje entre tonos rosa pardusco, naranja, blanco cremoso y pardo oscuro; además, su cabeza está adornada por un elegante penacho de plumas que puede extender como un abanico.

Al ser un ave migratoria, pasa las temporadas invernales en Sudáfrica y, durante todo el año, habita en diversas penínsulas cálidas de Asia y Europa.

Oryx

pixabay

Imagen de kolibri5 en Pixabay

Los orixes, también conocidos como gacelas Oryx, son el antílope más masivo del continente africano.

Viviendo en zonas más desérticas de África, como el Sahel o el Kalahari, desarrollaron la capacidad de obtener el agua que necesitan de las plantas que comen, así como de absorber el agua de la niebla que durante algunas partes del año aparece en el desierto.

Existen cuatro tipos distintos de Oryx actualmente en el mundo, según a los que nos referimos, la forma y tamaño de sus cuernos pueden variar, pero pueden llegar hasta los dos metros.

 

Dikdik

pixabay

Imagen de pixabairis en Pixabay

“Dikdik”

Es el nombre coloquial con el que generalmente se conoce a estos antílopes africanos, considerados los más pequeños del continente y se refiere al ruido que hacen cuando tienen miedo.

Se pueden encontrar en Somalia, Kenia y Tanzania alimentándose de bayas, hojas, brotes y frutas que se encuentran en los arbustos.

Jirafa

pixabay

Imagen de anujohanna en Pixabay

La distinguida jirafa es una de las especies favoritas de los viajeros y el mamífero más alto del planeta. Tienen una cualidad muy distintiva y es que se les puede encontrar fácilmente caminando por la sabana africana en busca de hierbas, frutos y hojas de árboles altos a los que puedan llegar gracias a sus largos cuellos que rondan los 2,4 m de largo.

En su edad adulta, pueden alcanzar los seis metros de altura, lo que proporciona una excelente vista para estar atento a los depredadores que los acechan.

Puede encontrarlos en Tanzania, Kenia, Sudáfrica, Namibia, Ruanda, Uganda, Chad, Botswana.

Cocodrilo del Nilo

Con un impresionante aspecto prehistórico, el cocodrilo del Nilo es la segunda especie de cocodrilo más grande del mundo, alcanza los 6 metros de longitud y pesa hasta 730 kilos.

Con un mordisco de más de 2.200 kilos de fuerza cada 2,5 centímetros, atrapa a su presa y la mantiene bajo el agua para ahogarla.

Si desea ver este increíble reptil, puede planificar su viaje directo a Egipto, Etiopía, Kenia, Uganda, Zambia, Botswana.

 

Leopardo

pixabay

Imagen de Kevin Phillips en Pixabay

 

Es un felino relacionado con leones, tigres y jaguares. Está presente en todo el África subsahariana, prefiriendo entornos de sabana y pastizales.

Pesa entre 24 y 53 kilogramos, aunque se han registrado algunos individuos de mayor tamaño.

Es más activo al amanecer y al atardecer, ya que es un animal crepuscular. Es capaz de cazar ñus, chacales, jabalíes, antílopes e incluso crías de jirafa.

La mayoría de los leopardos son amarillos con manchas oscuras. Los leopardos negros, cuyo pelaje se percibe como de color uniforme porque las motas son apenas distinguibles, a menudo se denominan panteras negras.

Okapi

Charles Miller from Basingstoke, United Kingdom, CC BY 2.0 <https://creativecommons.org/licenses/by/2.0>, via Wikimedia Commons

Charles Miller from Basingstoke, United Kingdom, CC BY 2.0 <https://creativecommons.org/licenses/by/2.0>, via Wikimedia Commons

 

Pues sí, este animal con cuello de jirafa, rayas de cebra y cuerpo de caballo es uno de los mamíferos más peculiares que podrás conocer y el animal más cercano a la jirafa.

Se cree que hay unos 15.000 ejemplares silvestres, se encuentran fácilmente en la República Democrática del Congo, aunque son difíciles de ver porque se esconden en la penumbra de los arbustos.