Es uno de los grandes lagos de África, además de más impresionante, está ubicado en la frontera entre Ruanda y la República Democrática del Congo, en la parte africana del Gran Valle del Rift. 

La situación del lago Kivu es explosiva y no se trata de una observación social o política, sino de una interpretación literal. Pues, ni más ni menos, porque en su interior han hallado más de 60 millones de metros cúbicos de metano y 300 millones de metros cúbicos de dióxido de carbono, atrapados entre los diferentes estratos del lecho del lago. Sus aguas pueden aflorar violentamente y acabar con todo tipo de vida que encuentre en las inmediaciones.

La mayor ciudad a su orilla es Gisenyi,  donde podrás practicar deportes acuáticos y admirar a las sorprendentes playas tropicales. Un resort de playa tropical que parece olvidado, con una cautivadora mezcla de estilos arquitectónicos, playas de arena rojiza y una enorme cantidad de aves. Además, se encuentra Bralirwa, la única fábrica de cerveza de Ruanda: nada como una cerveza bien fría para disipar el estrés.

Los concurridos mercados, los edificios coloniales olvidados y las calles arboladas contribuyen al atractivo de la ciudad.

Si te gusta que tus viajes estén llenos de adrenalina, te invitamos a que descubras nuestros tours a Ruanda hacienco click aquí.