Si quieres conocer la parte de Marruecos de resonancias prehistóricas, abandonado y desnudo, bañado en soledad y silencio, entonces Ksar de Ait-Ben-Haddou será tu próximo destino.

Ksar, es una ciudad fortificada conformada por un grupo de edificios de tierra rodeados por altos muros, ubicada en un hábitat tradicional presahariano,  en la provincia de Uarzazat, en la región de Draa-Tafilalet. Sin dudas, es un ejemplo sorprendente de la arquitectura del sur de Marruecos.

Es importante mencionar que es Patrimonio de la Humanidad declarado por la Unesco en el año 1987 y ha sido utilizado para el rodaje de varias filmes como  Prince of Persia: The Sands of Time, La última tentación de Cristo, La momia y Gladiator,  entre otras películas y series.

Ait-Ben-Haddou, está dividida en dos partes: la ciudad antigua (el antiguo Ksar) que está separada de la ciudad nueva por el cauce del río Ounila.

Una vez dentro de las murallas, este hermoso lugar se presenta como un conjunto de callejuelas empedradas, con casitas a ambos lados, la mayoría deshabitadas. Pese a encontrarse en ruinas, merece la pena contemplar la panorámica que proporciona

Perderse por este laberinto será una experiencia extraordinaria, un regreso al origen de los tiempos. Y aunque solo con caminar se sentirán los ecos del antigüedad, hay que subir a la Torre del Homenaje de la antigua kasba.